7 abr. 2011

¿COMO ACABARÁ NUESTRAS CIVILIZACIONES?

__________

¿CÓMO ACABARÁN NUESTRAS CIVILIZACIONES?

Como desde hace 40 años, cuando empezaron a manifestarse nuestros males, mas numerosos y con más fuerza, y desde que las Naciones Unidas, por el papel que desempeñan con la sociedades, empezó a tratarlos en sus Conferencias Mundiales, casi es lógico que en un principio no buscaran la Causa de cada uno, sino aceptaban éstos como un hecho dado, buscaban soluciones para eliminarlos.

Empero, como a pesar de la buena voluntad y deseo de mejorar nuestra situación, ésta, al empeorar en cada uno de los campos que trataban en sus Conferencias, ante estos fracasos, en las últimas Conferencias ya se han oído voces de que nuestros males no son aislados unos de otros ni son accidentales, sino que son efecto de una Causa común, y esto es la actual conducta y actividades del hombre.

Este descubrimiento que es ya un conocimiento publico por todos, desgraciadamente no es suficiente, ya que hará falta saber porqué actúa justamente hoy el hombre tan negativamente y como se puede cambiar esto para lo cual, como en el mundo nada ocurre al azar sino que todo está relacionado con la Verdad sobre la Existencia, este tema exige un conocimiento filosófico sobre el “mundo y la vida”, que, al no dedicarse ni los organizadores ni los participantes a investigar este tema, no sirve mucho esta acertada observación.

Esta conjetura mía no es una mera opinión sino que está basada en mis 40 años de investigación dedicada a este problema, y sin extenderme en los detalles de mis investigaciones, sólo dando aquí en resumen su resultado; nuestro Mundo Manifestado, que se desarrolla como una planta o un ser vivo, en ciclos. Cada ciclo empieza con una idea, una semilla si se trata de plantas, un óvulo fertilizado si se trata de un animal, incluso la especie humana, y un AMOR PURO si se trata de nuestro Mundo Manifestado. En la semilla o en el óvulo fertilizado está impreso su código genético que dirige su evolución produciendo al final de su desarrollo el mismo tipo de semilla, con lo que se termina un ciclo y se abre un nuevo ciclo de su existencia.

En el caso de nuestro Universo esta semilla es AMOR PURO que es como una idea de naturaleza Espiritual que posee Conocimiento, Conciencia y Fuerza Creativa para dirigir su proceso de Autorrealización o lo que es lo mismo su Corporización, manifestando en cada una de sus partículas (células de su Cuerpo Universal) su único e intrínseco Amor en distintas formas y maneras, en materias inanimadas como minerales, materias inertes, etc., como Atracción Física, en los seres animados (animales), como Fuerza Afectiva, impresa en sus instintos y en la vida de la especie humana en que en el proceso de la evolución y desarrollo del AMOR PURO hacia  su estado prístino ya ha recuperado de su Conciencia y Fuerza Creativa, consumida en la iniciación de su proceso de Autorrealización, propiedades de su naturaleza Espiritual, como consecuencia de este proceso la naturaleza del hombre está compuesta no sólo de Instinto en el que, como en el caso de los animales, también está impresa la Verdad del AMOR PURO, sino también de Espíritu que siendo idéntico al Espíritu del AMOR PURO, él puede conocer conscientemente la Verdad sobre la Existencia. El problema en el caso del hombre, es que al no estar separado su Espíritu de su Instinto sino que están fusionados en una  unidad inseparable, la influencia del uno sobre el otro modifica el conocimiento de ambos, permitiendo al hombre tener 3 posibilidades de elegir su vida:

1/ Él puede sobrevalorar sus necesidades Espirituales a costa de sus necesidades Instintivas (situación que ha ocurrido en la época de la Edad Media de nuestra Cultura Cristiana).

2/ Puede prestar las mismas atenciones tanto a sus necesidades Espirituales como a las Instintivas y lograr establecer el justo equilibrio entre la parte Espiritual e Instintiva de su naturaleza especial humana (situación que existía en la época del Renacimiento de nuestra Cultura Cristiana).

3/ Puede sobrevalorar las necesidades Instintivas (materiales) a costa de sus necesidades Espirituales (situación que empezó con la Revolución Industrial y está ya extendida en todas las partes de nuestro planeta).su correspondiente “filosofía del mundo y de la vida”, éstas estaban dirigidas por este estado.

La historia de la conducta y actividades del hombre nos demuestra que aunque siendo la apariencia física del hombre igual en estas épocas, su conducta y actividades no han sido iguales, como ha ocurrido con la vida de los animales, sino pendiente del estado psicosomático y su correspondiente “filosofía del mundo y de la vida”, éstas estaban dirigidas por este estado.

Esta historia también nos demuestra que solamente cuando lograron establecer el perfecto equilibrio entre la parte Espiritual e Instintiva de su naturaleza especial humana es cuando sus conductas y actividades han obtenido su perfección y han podido vibrar al unísono con las Leyes de la Naturaleza y evitar causar daño tanto a su desarrollo como a sí mismos.

Este feliz estado ha ocurrido en la época del Renacimiento, cuando han desaparecido todos los males producidos durante la época de la Edad Media, causados por la excesiva Espiritual “filosofía del mundo y de la vida”, y a las que mientras existía esta falsa filosofía ningún intento de eliminarlos ha servido para nada. (Ver HOJA  nº 4 del Anexo)

Al no lograr mantener esta justa “filosofía del mundo y de la vida”, que con el cambio de interés hacia los valores materiales poco a poco se destruyó el perfecto estado psicosomático de los hombres de nuestras civilizaciones, llegando hoy a su extrema materialista “filosofía del mundo y de la vida” que define y dirige todas sus conductas y actividades, las que, por no coincidir con las Leyes de la Naturaleza, causan todos nuestros innumerables e interrelacionados males. Sabiendo que éstos, mientras no logremos cambiar nuestra falsa “filosofía del mundo y de la vida” y recuperar el perfecto estado psicosomático de nuestra naturaleza especial humana, ni con las buenas palabras ni con ninguna ley o castigo podemos cambiar las conductas de nuestras sociedades, por lo que, para lograr eliminar nuestros males tenemos que concentrar nuestra investigación en la Causa de las mismas y tratar nuestros problemas más indirectamente buscando la solución de cómo lograr establecer en nuestras circunstancias el justo equilibrio entre la parte Espiritual y la Instintiva de nuestra naturaleza especial humana.

Haciendo esto y sabiendo que en el mundo nada está separado del “Conjunto” y su desarrollo está dirigido por la única Existencia Real que es AMOR PURO, que está impreso en todo y que irradia por todas partes AMOR y BELLEZA, si logramos a través de la enseñanza y formación de nuestras juventudes de nuestra nueva generación llamar la atención de este hecho, que existe en la Naturaleza, tanto en las formas físicas de cuerpos de animales y vegetales como en sus comportamientos y en las obras artísticas creadas por los verdaderos y grandes artistas y hombres sencillos pero sanos en cuerpo y alma, esto será el primer paso para poder cambiar la jerarquía de valores de nuestras sociedades y si la gente llegara a través de estas experiencias a interesarse por sus Creadores y agradecerles por estos regalos de valores Espirituales, empezarán a ver el mundo de diferente manera y se abrirán de manera natural y espontánea a este deseado cambio.

Desgraciadamente este cambio ya no será un proceso suficientemente rápido para poder salvar nuestra civilización de una destrucción planetaria, que por el avanzado grado y poder destructivo que tenemos en nuestras manos, por falta de tiempo no será realizable.

Aunque este triste fin, ya todo indica que ni con esta teoría podríamos evitarlo, no obstante, lo positivo de su introducción será el poder dirigir nuestras investigaciones y búsqueda hacia el correcto enfoque de nuestros problemas con lo que, cuando nuestras sociedades estén dispuestas a aceptar esta nueva y justa teoría y poner en práctica sus correspondientes soluciones empezarán a disminuir nuestros males, y los supervivientes de la inevitable destrucción planetaria tendrán elaborada la necesitada ideología para abrir un camino para una nueva cultura.

Este cambio de enfoque que reconoce que la verdadera Causa de nuestros males es el degenerado estado psicosomático de nuestra naturaleza y la solución es el restablecimiento del justo equilibrio entre la parte Espiritual y la Instintiva de nuestra naturaleza especial humana, para lograr esta necesitada proposición, en este periodo, al que podemos considerar como transitorio, la élite de nuestra sociedades, cada una en su campo, ya tendría que actuar de la siguiente manera:

El arquitecto-urbanista, sabiendo que el hombre, para poder desarrollar su vida en plenitud, exige un ambiente ordenado y armonioso, y esto en el ambiente constructivo, en su extensión total llega a tener distintos tamaños de Asentamientos Humanos, éstos para poder satisfacer este requisito tendrían que ser definidos en su extensión, clara y ordenada  en su estructura, funcional en su sistema y distribución , expresivos en su contenido y bellos en su forma, económicamente concebidos y encajados armoniosamente en su medio ambiente.

Para satisfacer este requisito el tamaño máximo de la ciudad no puede tener más de un millón de habitantes, el tamaño ideal sería el de medio millón y aceptables todos por debajo de estas cifras.

Como para el año 2050 hasta que según las estimaciones de las Naciones Unidas la población mundial seguirá creciendo alcanzando la cifra de 9.600 millones y la demanda de mayor consumo de energía se extenderá también por todas las partes de nuestro planeta, que tomando en consideración que la población del mundo en la época de Jesucristo era de 200 millones y el consumo de energía por persona era normal, marcándolo como unidad, y lo que para el año 2050 puede aumentarse hasta 4-5 veces más por persona, multiplicando estos dos factores significaría: 48 x (3-4)= 144 - 192 veces más consumo de energía que el que existía en la época de Jesucristo. Esto significa que para satisfacer esta cantidad de energía los materiales fósiles que existen (petróleo, gas, carbón, etc.) se acabarán mucho antes, y sustituir éstos con energías limpias aplicables al uso de automóviles particulares sería un sueño incumplible, por lo que como en el futuro tendremos que prescindir de automóviles privados, el sistema de comunicación en nuestra futuras ciudades tendría que ser el transporte público ahorrando en garajes, y muchas carreteras, ya que para ir de vacaciones tampoco podríamos tener nuestros propios automóviles, pero esto para el nuevo tipo de hombres cuyas jerarquías de valores serán como existían en la época del Renacimiento, estos buscarán sus felicidades no en una quimera sino en sus propias ciudades, que serán concebidas de tal manera que podrían satisfacer y fomentar las justas necesidades de la naturaleza psicosomática de la especie humana, ofreciendo para sus habitantes dos hogares, uno en su casa, para su vida íntima dentro de su familia, y otro en las plazas, calles, campos recreativos, edificios espirituales, sociales, culturales, para sus necesidades espirituales, sin sentir la necesidad de apuntarse a unas vacaciones organizadas por agentes de turismo, donde se encontrarán entre masas desconocidas en soledad, aburrida, sufriendo ruidos, gamberrismo y volviendo cansado y desilusionado, como estamos experimentando actualmente.

Los edificios singulares tenían que ser funcionales en su distribución, tendrían que tener un sistema constructivo ordenado, materiales resistentes pero económicos, expresivos de sus contenidos y bellos en sus aspectos formales.

Tendría que evitarse crear edificios sofisticados, así llamados edificios inteligentes, de torres de grandes alturas con muros de cortina, cuyas estructuras, sistema de climatización (frío y calor), coste de materiales empleados y mantenimiento sean excesivamente caros, y su ubicación en su medio ambiente constructivo generalmente desagradable.

Como el principal objetivo en nuestras circunstancias es encontrar la posibilidad de cambiar nuestra falsa materialista “filosofía del mundo y de la vida” y restablecer el justo equilibrio entre la parte Espiritual e Instintiva de nuestra naturaleza especial humana, no voy a intentar de definir para esta época de transición los quehaceres de nuestros profesionales ya que éstos, si se lograra realizar este cambio, al ser guiados las conductas de las nuevas generaciones por ésta se cambiarían para bien automáticamente , sino sólo apuntaré a las actuaciones como lo hecho con mi profesión, que ayudarán a preparar el camino para el cambio.

En nuestro caso, este necesitado cambio sólo entre nuestra nueva generación podría realizarse, por eso en este periodo tendrá mucha importancia la educación de nuestros niños y niñas y aceptando por los padres y educadores, maestros de escuela primaria y secundaria, profesores de Universidades, que la esencia de nuestro Mundo Manifestado es AMOR, y su proceso de Realización se manifiesta como BELLEZA, estas personas tendrían que enseñar con Amor y llamar la atención a todas bellezas, tanto formales como irradiadas por las conductas de los seres animados que componen nuestro mundo, y también las que realizan nuestros grandes artistas. Tendrían que fomentar la sensibilidad artística y capacidad creativa, que es un don innato de los hombres de cuerpo y alma sano.

Tendrá importancia el restablecimiento de intereses hacia las religiones y la vida espiritual, apuntando detrás de las formas practicadas la esencia en la que se basa cada religión.

Sería importante cambiar los programas de televisión, utilizando para promover los valores morales, culturales, educativos, cambiar la telebasura por informaciones relacionadas con los verdaderos intereses de nuestras vidas.

Empero, el papel más importante en este periodo de transición lo desempeñarán los grandes pensadores, buscadores de la Verdad sobre la Existencia, con capacidad creativa para expresar sus ideas en arte, literatura y poesía, con las que se complementarán la falta de necesidades espirituales de nuestra naturaleza especial humana.

Madrid, 27 de Febrero de 2009
Ferenc Z. Lantos

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Su opinión si importa. Nos incentiva a profundizar en los temas. Gracias por comentar.