9 nov. 2011

LAS DEMOGRACIAS

__________
LAS DEMOCRACIAS

Hablar mal hoy de la democracia, cuando todos los sistemas políticos, económicos, sean estos de carácter religioso, nacional, socialista, capitalista o comunista, y cuando los hombres de nuestras sociedades están de acuerdo con una de las variantes de estos no es muy prudente, pero juzgando sus resultados negativos, tanto económicos como morales, pero más bien del futuro desarrollo de la especie humana y del resto de las especies que componen la flora y fauna de nuestro planeta, de cuyo perfecto y armonioso desarrollo depende tanto el bienestar de aquellos como el nuestro que con nuestra conducta democrática estamos destruyendo, tengo que dar la razón a Sócrates y Platón cuando dicen que la democracia es el peor sistema político-económico que puede existir, ya que reinan los oportunistas poco preparados y débiles que para preservar sus puestos hacen concesiones de cualquier tipo y oprimen a los fuertes e inteligentes, quienes podrían criticar sus egoístas y perjudiciales actuaciones, y arriesgarme para que sea ignorado, pero no perseguido, ya que en nuestras democracias y sociedades espiritualmente vacías y sin una ideología viva y común no existe ningún riesgo por parte de los gobernantes, permitir la libertad de expresión sea esta buena o mala.

Justamente de este desinteresado comportamiento de los hombres de nuestras sociedades de consumo hacia ninguna ideología mientras no se toca sus intereses materialistas y egoístas es por lo que ha podido surgir la democracia, que para que sean elegidos los partidos y sus representantes toleran todo y en sus campañas electorales redactan sus programas no según lo  que necesitarían  las justas e intrínsecas necesidades de nuestra naturaleza paico-somática, sino las demandas que representen más votantes, así como en nuestras sociedades extremadamente materialistas, las necesidades espirituales de nuestra naturaleza psico-somática han quedado sin satisfacer y su perfecto estado ha quedado degenerado, han surgido nuevas desviaciones y anomalías en el comportamiento y vida sexual entre los hombres y mujeres, en la vida matrimonial y familiar entre padres e hijos y nuestros mayores, presentándose cada vez más comunidades de homosexuales, lesbianas y travestís, feministas que luchan por la igualdad en el campo del trabajo, y el crecimiento de personas mayores abandonadas por sus hijos y nietos, existe una lucha y promesa cada vez mayor entre los partidos de aceptar las demandas de estas comunidades, reconociendo todas estas antinaturales transformaciones como legales y simplemente como otro modo de vida ya que de estos cada vez tendremos más y más votos hasta que la Naturaleza no se rebele contra esta falsa e irresponsable conducta y actividades de los hombres de nuestras sociedades sin una ideología justa sobre el mundo y la vida, representada por gobiernos democráticos, y no intervendrá con sus leyes drásticas que en su proceso de limpieza no será pacífico y sin sufrimiento, tal y como ya estamos experimentando con las nuevas enfermedades crónicas como el sida, relacionada con la drogadicción, extendida entre los homosexuales, la violencia doméstica como consecuencia del cambio de relación entre el hombre y la mujer, que ya no está basada en el amor y entendimiento sino en el egoísmo, que con la emancipación de la mujer en el campo del trabajo ya no hay una interdependencia económica que existía cuando la mujer y el hombre han realizado sus papeles en la vida según sus naturalezas biológicamente intrínsecas correspondientes, de ser madre y centro de la familia la mujer y responsable y defensor en el nivel físico y económico el hombre, de cuyo resultado los hijos no reciben el necesario amor y educación, ni los mayores el respeto y cuidado creando con ello graves problemas psíquicos y sociales.

Llegando a este extremo en lo que nuestros males además de estos son innumerables y muchos de ellos más graves y perjudiciales y que si no logramos cambiar nuestra extremadamente materialista y vacía “filosofía del mundo y de la vida” esto no se podría parar sino que aumentará progresivamente, lo único que podemos hacer es estudiar esta nueva y justa“filosofía del mundo y de la vida” que corresponde a nuestra intrínseca naturaleza psico-somática y buscar la posibilidad que en nuestra situación podría ser introducida entre la gente y convertida en una ideología compartida y viva.

Para realizar esta tarea el gobierno tendría que colaborar y subordinar su programa en todos los campos a este objetivo. Empezando con las enseñanzas en la escuela primaria, secundaria y en las universidades, enfocar los programas de radio, televisión y todos los medios de comunicación en la divulgación de esta ideología.

Ayudar a la investigación  en cada profesión para encontrar la forma y expresión correspondiente en las obras de cada uno, etc. Naturalmente este programa no lo podría exponer y realizar un gobierno de nuestro tipo democrático que ha sido la causa de la propagación de nuestros innumerables e interrelacionados males sino que como empecé con la opinión e idea de Platón este nuevo tipo de gobierno tendría que ser similar al descrito en su obra “La República”, en la que el jefe de gobierno será el más sabio del país y los otros gobernantes serían también destacadas personalidades elegidas entre la élite de la sociedad, quienes no miraran sus propios intereses particulares sino entregados con gran interés y entusiasmo a la búsqueda para obtener el bienestar, la felicidad y la alegría de vivir en armonía con los otros seres animados de nuestro planeta serán sus satisfacciones y remuneraciones.

Madrid, 07 de Noviembe de 2011
Francisco  Z. Lantos Dr. Arquitecto

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Su opinión si importa. Nos incentiva a profundizar en los temas. Gracias por comentar.