9 ene. 2014

¿CÓMO SE RESOLVERÁ EL ANORMAL EXPANSIÓN DEMOGRÁFICA?

__________
¿CÓMO SE RESOLVERÁ EL ANORMAL EXPANSIÓN DEMOGRÁFICA?


-         El anormal crecimiento de la población mundial ha surgido con el desarrollo de la medicina en el siglo XVII, salvando y curando enfermedades contagiosas y prolongando la vida en Europa donde se solapan dos generaciones en un espacio de 100 años.

-         En el siglo XVIII este proceso se extiende por América del Norte y Canadá.

-         En el siglo XIX en Japón, Australia y buena parte de Asía y América del Sur.

-         En el siglo XX por todas las partes del mundo. Como resultado de este proceso antinatural la Naturaleza está defendiéndose: pérdida de fertilidad de la especie humana en los países modo de vida y abrirse hacía una nueva y justa “filosofía del mundo y de la vida” que reconocerá la misma importancia de las necesidades espirituales e instintivas de su naturaleza y logrando establecer el justo equilibrio entre ambos, él ahora intuirá la necesitada Verdad que afecta su vida, con lo que recuperará su capacidad de adaptarse con su conducta y actividades a las Leyes de la Naturaleza, anulando con ello todos sus males de manera natural y espontánea sin darse cuenta de ello.

-         Repitiendo este proceso en los países en vías de desarrollo se llegará al techo de este aumento cuando en el año 2050 la población del mundo podría alcanzar la cifra de 10000 millones.

-         Contra este proceso antinatural ya muy poco se puede hacer y sólo la intervención de la Naturaleza puede poner fin a este desarrollo negativo y destructivo.

-         Aunque sabiendo la causa de este acontecimiento negativo y antinatural, encontrándonos en su desarrollo tan avanzados ya no existe la posibilidad de frenar su proceso destructivo, sin embargo, este conocimiento podría salvar el futuro para los supervivientes de la destrucción planetaria, cuando se abrirá un nuevo camino basado en este conocimiento.
-          

Aprendiendo además que la real causa de este mal no ha sido casual y aislada de los otros innumerables e interrelacionadas males que hemos sufrido, sino por ser guiados en nuestra conducta y actividades por la errónea y extremadamente materialista “filosofía del mundo y de la vida”de nuestras sociedades, perdiendo con ello el justo equilibrio entre la parte espiritual e instintiva de nuestra naturaleza especial humana, que es sin embargo la condición indispensable para que el hombre pueda vibrar al unísono con las Leyes de la Naturaleza, y ser guiadas en su conducta y actividades, como los otros seres animados debajo de su nivel,  por la Idea Subyacente, del Amor Puro y Universal, que dirige el desarrollo de nuestro Mundo Manifestado del que con nuestra vida formamos parte integrante, después de este catástrofe  , los supervivientes estarán dispuestos a cambiar su modo de vida y abrirse hacia una nueva y justa “filosofía del mundo y de la vida” que reconocerá la misma importancia de las necesidades espirituales e instintivas de su naturaleza y logrando establecer el justo equilibrio entre ambos, él ahora intuirá la necesitada verdad que afecta su vida, con lo que recuperará su capacidad de adaptarse con su conducta y actividades a las leyes de la Naturaleza como anulando con ello todos sus males de manera natural y espontánea sin darse cuenta de ello.


-         No hacer esto sino manteniendo su errónea “filosofía del mundo y de la vida”y el estado degenerado de su naturaleza psico-somática todo intento de resolver este grave problema, como estamos haciendo ahora no sólo no nos servirá, sino que complicaría y empeoraría nuestra situación.

-         La consecuencia de esta errónea política además del progresivo esterilización son las desviaciones sexuales, a las que en lugar de tratarlas como enfermedades, que en condiciones naturales no existen entre los animales, hoy están consideradas como normales, con derecho de casarse y tener hijos adoptivos por homosexuales, lesbianas, y transexuales, cambios enfermizos antinaturales que destruye nuestro sentido común y sano sobre los verdaderos jerarquías de valores y degenera la naturaleza de la especie humana.

-         Para encontrar la justa y necesitada solución para resolver este grave problema hoy, con nuestra mentalidad, si alguien dijera que la causa de este acontecimiento es la incapacidad del hombre contemporáneo de sentir y reconocer que la especie humana no es dueña de nuestro mundo, dentro del que vivimos, sino formamos parte, con un papel especifico, pero igual con otros seres vivientes que la componen y estamos sometidos igualmente a las Leyes de la lucha por la supervivencia y no considerar este mundo , con sus “componentes” de los otros seres vivientes como recurso natural en nuestra disposición para explotarlos, esta teoría parecerá inhumana y sería rechazada, sin embargo los hombres de la Edad Media, cuando la “filosofía del mundo y de la vida”de estas sociedades era extremadamente espiritual y han dado poco valor a la parte física de su naturaleza, el comportamiento de ellos hacía este asunto era contrario, siendo esta descuidado de satisfacer las justas necesidades de sus cuerpos, la causa de caer presa fácil en la lucha entre los especies vivientes, amenazando el peligro del despoblación del mundo.

Entre estos dos extremos casos encontramos también que el hombre logro establecer el justo equilibrio entre su parte espiritual e instintiva y obtener su justa “filosofía del mundo y de la vida” que ha ocurrido en Europa en el Renacimiento y de estar en este período guiados en su conducta y actividades por las justas jerarquías de valores, se han desaparecido de manera natural y espontánea todos los males y contradicciones anteriores, entre los que se ha resuelto también la justa proporción entre los otros vivientes y la especie humana, que se mantenía entre los años 1450-1750 mientras duraba esta justa “filosofía del mundo y de la vida”.

Estos hechos nos demuestran que sin recuperar el perdido y justo equilibrio entre la parte espiritual e instintiva de nuestra naturaleza especial humana, ninguna intervención, será esta realizada por el mejor intención, podría resolver nuestro problema ni aportar nada positivo para mejorar nuestra situación, al contrario todas estas actividades sólo nos servirán para auto engañarnos.

 Desgraciadamente como la solución necesitada en nuestra situación exigiría una revolución espiritual que nos proporcionara esta justa “filosofía del mundo y de la vida”, que ni es reconocida y de cuyo encuentro e introducción seria mas lento que los acontecimientos negativos, que experimentamos, este necesario cambio no se podrá realizar de manera evolutiva y pacifista, sino sólo de manera revolutiva y destructiva como ha ocurrido en las civilizaciones que poseían esta falsa “filosofía del mundo y de la vida”llevándola hasta su extremidad, hasta que la Naturaleza resistía sus presiones negativas y puso fin a sus errores.

Así, tomando en consideración que debido de nuestra falsa “filosofía del mundo y de la vida” y la degeneración del perfecto estado de nuestra naturaleza psico- somática el hombre contemporánea no ha sido capaz de reconocer la causa del antinatural y desenfrenado expansión demográfica que hoy con su 6400 millones es 32 veces mayor que la población del mundo de nuestro planeta tenía en la época de Jesucristo y que sigue mirando con indiferencia la noticia de este acelerado crecimiento que para el año 2050 la población del mundo puede alcanzar la cifra de 10.000 millones como si nuestra planeta hubiera sido indiferente ante este antinatural acontecimiento.

Como ya no seremos capaces de frenar este proceso destructivo, pero conociendo su causa, nos queda la esperanza que después de este catástrofe planetaria, los supervivientes dispuesto ya de aceptar esta justa “filosofía del mundo y de la vida”, encontraran el camino para  restablecer el perfecto estado, correspondiente a la  naturaleza especie humana, que resolverá de manera natural y espontánea, todos sus problemas, y con lo que se  restablecerá el justo proporción de la especie humana con los otros seres animados que componen nuestro planeta y el ordenado y armonioso desarrollo de nuestro Mundo Manifestado (la flora y fauna de nuestro planeta) del que depende el bienestar de todos sus “componentes”, los seres animados y nuestra felicidad.

Madrid, 26 de Octubre de 2004
Ferenc Z. Lantos Dr. Arquitecto

ESTE ENSAYO EXPUESTO EN EL NUMERO 10 DE LA REVISTA ANUAL MENSAJE DE MI CENTRO DE INVESTIGACIÓN, COMO POR FALTA DE MEDIOS ECONÓMICOS AÚN NO HE PODIDO PUBLICARLO, HE DECIDIDO EXPONER SO CONTENIDO EN MI BLOG.


Madrid 01 de Mayo de 2011

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Su opinión si importa. Nos incentiva a profundizar en los temas. Gracias por comentar.